time 2 minutos

Reglamento 2020/2094, de 14 de diciembre de 2020, por el que se establece el Instrumento de Recuperación de la UE tras la crisis de la COVID-19

Recientemente, se han publicado en el Diario Oficial de la Unión Europea varios de los Reglamentos comunitarios aprobados para la puesta en marcha del Fondo de Recuperación Europeo. El objetivo de las ayudas es poder hacer frente a las consecuencias económicas producidas por la pandemia del coronavirus.

La puesta en marcha de este instrumento implica novedades normativas, tanto a nivel europeo como estatal. Así, recientemente se han publicado en el Diario Oficial de la UE varios de los Reglamentos comunitarios aprobados. Uno de ellos es el Reglamento 2020/2094, de 14 de diciembre de 2020, por el que se establece el Instrumento de Recuperación de la UE tras la crisis de la COVID-19.

¿Qué dispone este Reglamento?

Este Reglamento establece que a través del Fondo de Recuperación Europeo se financiarán las medidas necesarias para hacer frente a las consecuencias económicas adversas producidas por la pandemia o a las necesidades inmediatas de financiación para evitar un rebrote de la crisis en cuestión.

El Fondo de Recuperación Europeo servirá para financiar las medidas necesarias para hacer frente a los efectos económicos producidos por la COVID-19

En concreto, servirá para restablecer el empleo y la creación de nuevos puestos de trabajo; revitalizar el potencial de crecimiento sostenible o de empleo; beneficiar a las pymes y apoyar a la inversión en actividades esenciales para el refuerzo del crecimiento sostenible de la UE; investigar e innovar en respuesta a la crisis; aumentar el nivel de preparación de la UE frente a situaciones de crisis y permitir una respuesta rápida y efectiva ante emergencias graves; garantizar una transición justa hacia una economía neutra desde el punto de vista climático; y hacer frente al impacto en el sector de la agricultura y el del desarrollo rural.

Cómo se gestionarán las medidas?

Estas medidas se aplicarán en el marco de diversos programas específicos de la UE, como son: REACT-EU, RescEU, Horizonte Europa, Fondos de Transición Justa (FTJ), Desarrollo Rural, InvestEU. Además, cada uno de estos programas ya tiene asignado su presupuesto, del importe total de 750.000 millones de euros. También, cabe destacar que antes del 31 de octubre de 2022, la Comisión Europea deberá reportar al Consejo Europeo un informe detallando los progresos que se realicen con la aplicación de las ayudas europeas.

Las medidas se aplicarán en el marco de diversos programas específicos de la Unión Europea

Para que se puedan comprometer los fondos europeos es necesaria la aprobación definitiva de los Reglamentos específicos de cada uno de estos programas, y se prevé que la aceptación se realice durante el primer semestre de 2021. De todas formas, ya se trabaja para que los fondos se puedan empezar a distribuir lo antes posible.